24 febrero 2008

Grandes Esperanzas II

La idea de desocupación era como un vacío de Andrea del Boca con la hija secuestrada. No quería ser "El desempleado del siglo" teniendo un programa pedorro de televisión por la tarde y sabía que los próximos días iban a ser maravillosos, así que decidí empezar a preocuparme por garantizarle una jocosa estadía al caballero de Rosario y dejar de lado las cosas malas.
Ya había despedido a Mr. Mario y tenía que, también en tiempo record, llegar a Belgrano en bondi, dirigirme a Retiro, masticar algo para saciar al ekeko hambriento que tenía en la panza, caminar a la terminal de ómnibus sin ser increpado ni asaltado y esperar a mi amigo que llegaba.
Ya estábamos en casa. Era viernes y había que salir a romperla.
A eso de las doce de la noche yo ya estaba cambiado y listo para irme de joda con mis dos almohadas, un juego de sábanas recién puestas, el ventilador prendido en 3 y "Black" de Pearl Jam puesta en repeat en mi mp3. -Hijo de puta, es viernes, sugirió Rodrigo. -Sí, pero yo tengo sueño. Mañana te prometo toda la joda que quieras. O la que pueda solventar mientras me aguante la billetera, respondí y me acosté.
Sabado y domingo cumplí con mi promesa. Incluso lo llevé a ver una banda de Reggae liderada por un amigo mío al cual pueden votar en el ranking de la Rock and Pop. Sin dudas esta radio jugó un papel crucial en mi fin de semana.
El lunes a la tarde fuimos al Tigre junto con mi hermana y con la idea de tomar unos mates a la orilla del Río, pasear por el Puerto de Frutos y quizás comprarle (él) un regalo a su novia. Claro que de carne somos y rápidamente nos vimos tentados ante la posibilidad de jugar diez pesitos en el Trillenium Casino. Somos sumamente corrompibles, sépanlo.
-Si te ganas el premio mayor, te chupo la pija, le comenté en tono de broma al joven turista. Minutos mas tarde, mientras yo pelotudeaba con la cajita de cigarrillos, la noticia llegó: Gordo me la vas a tener que chupar, dijo. Levanté la vista y no solamente había sacado los tres loguitos, sino que además lo había hecho poniendo tres monedas, lo cual le generaba unos dividendos a favor de seiscientos pesos.
A la vista de todos los presentes no tuve otra alternativa más que hacer lo prometido. El momento de reprobar el examen buco dental había llegado. Elongué la mandibula, me puse manteca de cacao en los labios para no pasparme, me arrodillé y- no, mentira. (Se comieron el amague, eh!)
El martes por la tarde él regresaba a su ciudad natal dándole cierre a un montón de cosas que no cuento para mantener mi integridad física y moral. La física sobre todo.
Dicen que las terminales exudan amor en las despedidas y en los reencuentros. Yo en cambio sólo veía micros de dos pisos y a un amigo que volvía a su tierra.
Las esperanzas no se acaban. Las expectativas se cumplen y paradójicamente son ampliamente superadas. Gracias Ro por hacer de este un fin de semana de la puta madre. Gracias por no obligarme a cumplir con lo de succionarte el pirulín como si fuera un día de playa en San Bernardo.

13 comentarios:

Chulian dijo...

Me tomé el laburo de responderles a todos los que comentaron en el posteo anterior asi que pasen a mirar lo que tengo pa' decirles. Gracias :)

Ari dijo...

Yo tengo mis serias dudas... para mí que Chulian si que cumplió con su promesa... he visto fotos muy comprometidas.
Bueno... ahora te toca a vos venir a Rosario. JA!

El Rosarino dijo...

GRACIAS GORDO GRACIAS...

ES VERDAD MI PRIMA TIENE RAZON!!



haber cuando te venis para rosario gato :p.
besis


gracias por toda la onda xd, el banque y demas yerbas... / gracias por la yerba mas que nada/

Ex-periencia MOROCHA dijo...

Chulian: primera vez que paso...y no será la última

Muy buen blog :)

Pau - NSYSV dijo...

chul, cuanta poesía junta! Tu relato me conmovió!
que coraje para ofrecer ese regalo por un simple premio mayor! que coraje para finalmente entregarlo (dejé de leer cuando empezaste a contar detalles, no me pareció seguir)

Cecilia Díaz dijo...

hay cosas q no entiendo.. capaz lo tengo q volver a esperar, pero si se titula GRandes Esperanzas... terminas hablando de la apuesta? y la esperanza donde esta? querías y él después dijo ni en pedo? o querés hacerlo por amor? jejej

otro detalle: paradogicamente se escribe paradoJicamente.

Q lindo finde!

Grax por hacer el aguante msn...

SAludos!

Natiii dijo...

Mmmmmm jajajaja ¡eso te pasa por hacer ese tipo de promesas! ¡Mal hablado! jajaja

Tinchote dijo...

Yo no se si vumpliò o no, pero al otro dìa aparecio afeitado....

no vaya a ser que pique...

Silvina dijo...

yo sí que vuelvo!! che!!!

Anne Hall dijo...

Porque te amo en secreto y quiero conquistarte ;)

(Fueron 2 ee)

{o}

Jime dijo...

chuulliii mira q reprimir es malloo!! si queres chupar chupa! jaja, la próxima compli con tus promesas q por algo uno las hace... porq quiere!! :P

ojala le hayan dado bueno uso a la plata y hayan roto todo!!

Ji

Anne Hall dijo...

¿Pirulí?

Lo de conquistarte va enserio (¬¬', puack, no, no doy):

''Vení, volá, sentí. El loco vértigo que tengo para vos''.

Chulian dijo...

Ari, no! No cumplí con mi promesa. Las fotos son solo de caracter ilustrativo. Besos.

Rosarino, SH! nada de comentar lo de los sahumerios que te fumaste!

Ex-Periencia morocha/rubia, pase cuando quiera. Será bienvenida.

Pau, de haber seguido leyendo te hubieras dado cuenta que fue un chiste lo del petardo.

Ceci Diaz, la esperanza es solamente una zamba. Y no, no le hice ningun peralta.

Si, nati, soy un mal hablado. La proxima vez lo pienso dos veces. Gracias.

Tin, basta! ¿o querés que cuente lo que te pasó con el snicker?

Silvina, nos encanta que vuelvas.

Anne, si me querés conquistar podes empezar desde ahora, aprovechá que estoy soltero porque se desviven por mi (?). Besotes y gracias por la buena onda.

Jime, no. No estaba en mis planes hacerle ningún peluca a nadie. Quizás sirvió de suerte para que the rosarian boy gane el premio mayor. Besos.